ULTIMAS NOTICIAS

GRAND RAPIDS, MICHIGAN - Un hombre sospechoso que fue arrestado el lunes, ha sido acusado formalmente de agredir a niños en el lado noroeste de Grand Rapids.

Franklin Delano Farley, de 39 años de edad, enfrenta cuatro cargos por delitos graves, incluido un cargo de conducta sexual delictiva en primer grado y un cargo de secuestro de incitación infantil por un incidente que ocurrió el jueves 26 de agosto, un cargo de secuestro y un cargo de agresión con intención de cometer penetración sexual en relación con un incidente ocurrido el lunes 30 de agosto. 

El fiscal del condado de Kent declaró que el cargo de conducta sexual delictiva en primer grado implica agresión sexual con alguien menor de 13 años. Cada cargo de secuestro se castiga con hasta cadena perpetua y el cargo de agresión se castiga con hasta 10 años. 

El Departamento de Policía de Grand Rapids dijo que ha habido al menos cinco niños de edades comprendidas entre los 5 y 13 años, que fueron detenidos por Farley del 26 al 30 de agosto. Todos los incidentes ocurrieron en el área de Alpine Avenue y Richmond Street o en Richmond Park. 

La táctica de Farley para atraer a los niños era pedirles que lo ayudaran a encontrar un perro perdido. En un incidente, Farley estaba armado.

El lunes, la policía publicó fotos de vigilancia del sospechoso. El martes por la mañana, un vecino lo reconoció e inmediatamente llamó a la Policía. Farley fue arrestado en una tienda de campaña en la que vivía alrededor de la calle 4 y la avenida Broadway. La policía dijo que Farley ha cooperado.

 

Historial del agresor 

El sospechoso es un delincuente sexual registrado en el estado de Michigan. Fue acusado y se declaró culpable de conducta sexual delictiva en segundo grado con una persona menor de 13 años en 2005. Tenía 22 años en ese momento, ahora tiene 39.

Los registros muestran que el oficial que arrestó a Farley en 2005 lo vio encima de una víctima de 13 años mientras intentaba quitarle los pantalones. Farley contò a los detectives que fue descubierto porque en ese momento varias personas escucharon a la víctima gritar y corrieron a ayudar. La víctima fue amiga de Farley durante un par de años.

En ese año, Farley tuvo una evaluación de salud mental que notó que tenía un diagnóstico de trastorno por déficit de atención y que pasó algún tiempo en un hospital de salud mental cuando era preadolescente. También se señaló que Farley sufrió abusos cuando tenía alrededor de 13 años y sus padres lo habían golpeado.

“(Él) no pudo explicar por qué cometió este crimen contra un niño de 13 años, cuando no le gustaba ser abusado sexualmente cuando tenía 13 años”, indicó la evaluación. 

En mayo de 2020, Farley fue liberado de prisión después de cumplir 14 años. El estado lo supervisó hasta diciembre de 2020, una vez que fue liberado de la libertad condicional. 

La hermana del sospechoso le dijo a los medios locales que le preocupaba que Farley volviera a ofender y que se siente aliviada de que esté tras las rejas, donde ya no puede hacer daño a los niños. 

Farley se encuentra actualmente en la instalación correccional del condado de Kent, donde está esperando ser procesado.


EVH Impresa

GALERÍA DE VIDEO

GALERÍA DE FOTOS

Video de hoy

Al Día con El Vocero Hispano: SEIU

 

Entrevista con integrantes del Servicio Internacional de Uniones (SEIU), quienes están luchando por la aprobación de la legalización de todos los trabajadores indocumentados en Estados Unidos.

FOTO NOTICIAS